Las Enseñanzas originales
de Jesús el Cristo

Jesus Christ

Las Enseñanzas originales de Jesús el Cristo:


Dios Padre

Su Evolución y nosotros

Proceso de la creación. Multidimensionalidad del espacio

Espíritu Santo

Cielo físico y los Cielos

Infierno y paraíso

Arrepentimiento

Jesús el Cristo

Jesús sobre Sí Mismo

Expansión del cristianismo

Libre albedrío

Destino

Autoperfeccionamiento intelectual

Sobre el alcoholismo

¿Trabajo o parasitismo?

Personas

Patriotismo

Qué es el hombre

Liberación de las enfermedades

Moral y Ética

Amor a Dios

No roben, no mientan, ayuden a los demás

Amor

Amor y sexo

Matrimonio y divorcio

Nudismo

Varón y mujer en el Camino espiritual

«Minorías»

Compasión

Lucha contra el «yo» inferior

Monacato

Trabajo meditativo


Libro impreso


El capitulo del libro “Las Enseñanzas originales de Jesús el Cristo”
por Dr.Vladimir Antonov

Nudismo

La vista de un cuerpo humano desnudo —incluso uno muy bonito— causa emociones turbulentas de indignación en muchas personas formadas en las iglesias cristianas modernas. ¿Quiénes son ellos? ¿Quiénes son estas personas que viven constantemente en emociones de condenación, hostiles e intolerantes con todo lo inusual para ellos, incluso con algo muy bello?

Si ellos creen que se les ha dado poco o que no se les ayuda de la manera que ellos consideran «correcta», están dispuestos incluso a matar al que se sacrifica por ellos. Cuando sucede que están en la naturaleza («salieron a descansar»), no pueden disfrutar de su belleza, no pueden calmarse, sino que sólo son capaces de matar, mutilar, beber, gritar y profanar. Tanto en su vida privada como en su trabajo, están enemistados entre sí, mienten, roban sin ser conscientes de que cometen un crimen y sólo se preocupan de que no los atrapen. Cuando sienten una pasión sexual (lujuria), pueden volverse tan salvajes, especialmente los varones, que son capaces de matar para satisfacerse. ¿Los ha reconocido usted? Ésta es la guna tamas en su peor manifestación.

Para otras personas, la vista de un cuerpo desnudo hermoso es sólo una señal de sexo. Pero su actitud hacia éste es diferente: el sexo no es inmundicia, sino goce para ambos; la belleza y la armonía son conceptos familiares para estas personas. Ésta es la guna rajas.

Las personas de la guna sattva ven en la belleza desnuda natural de un cuerpo una posibilidad para el goce estético, para sintonizarse con la sutileza y ternura. Para ellos es una posibilidad de llegar a ser mejores, más cercanos a Dios. Tal contemplación puede convertirse para ellos en un elemento del trabajo espiritual. La pasión sexual en este caso no surge, como tampoco surgen pensamientos sobre el coito. Esto no siempre es entendible para las personas de la guna rajas, ni hablar de los representantes de la guna tamas.

Si examinamos las obras «eróticas», llegamos a la conclusión de que éstas pueden ser muy diferentes y poseen las cualidades de su autor. En otras palabras, examinando una u otra obra, se puede entender a qué guna pertenece su autor: a tamas, a rajas o a sattva. También podemos ver las cualidades del «modelo» según las gunas.

¿Y cuál es la actitud hacia la belleza sáttvica desnuda de aquellos que avanzaron en su desarrollo más allá de las gunas? Ellos, habiéndola evaluado, afirman: sí, es maravilloso, me alegro por las personas que poseen tales cualidades, que las entienden y las contemplan. Pero quien conoce al Dios Vivo y está ávido por comunicarse sólo con Él no se tienta por disfrutar durante mucho tiempo de la contemplación de esa belleza. Es así, porque esta persona ya ha conocido aquello que es superior. «Quien ha salido del mundo, ya no puede ser atrapado (por éste), como aquel que (todavía) permanece en el mundo. Esta persona se encuentra por encima del deseo y del miedo» (El Evangelio de Felipe, 61).

El nudismo existe en forma de arte: la fotografía, la pintura, la escultura, el erotismo del ballet, cine o teatro.

Pero también existe en su forma «viva», por ejemplo, cuando uno toma el sol desnudo en una playa. Por supuesto, algunas personas van allí para hacer nuevos contactos. ¿Por qué no? ¿Qué hay de malo en ello? (Siempre y cuando no molesten a los que no lo quieren; tal molestia, a propósito, es propia de los representantes de la guna tamas).

Vale destacar que la mayoría de aquellos que nadan y toman el sol en playas nudistas no apuntan al sexo con esto. Ellos simplemente buscan la armonía natural, la sencillez y la pureza de las relaciones con otras personas y con la naturaleza. (Los que permanecen en la guna tamas, la guna del infierno, no pueden entenderlo).

Es más, el nudismo puede servir como un componente especial del trabajo espiritual para aquellas personas que han alcanzado la guna sattva y ayuda a fortalecer sus cualidades sáttvicas. Como Jesús predicó (Mateo 18:3; Marcos 10:15; Lucas 18:17), estas personas, de hecho, se vuelven «como niños» en sus relaciones abiertas y puras con la naturaleza, con Dios y entre sí. La sexualidad en este caso desaparece y es reemplazada por el cuidado tierno y cariñoso del uno hacia el otro. Esta situación emocional contribuye mucho a la unión de las conciencias sutiles y llenas de amor entre sí y con el Espíritu Santo, lo que es muy valioso en el Camino espiritual.

Alguien puede preguntar: ¿y cómo el tema de este capítulo está relacionado con el cristianismo? Está relacionado muy directamente, porque Jesús habló con Sus discípulos sobre esto (sin embargo, muy en breve según las escrituras disponibles para nosotros). Así que sólo me resta dar una cita:

«¡Cuando ustedes se desnuden sin estar avergonzados, tomen sus ropas y las pongan bajo sus pies, como niños pequeños, y las “pisoteen”, entonces verán (en verdad) al Hijo de Aquel Que es (eternamente) Vivo!» (El Evangelio de Tomás, 37)

Es más: «¡Para los puros todo es puro! (…)» (Tito 1:15)

Ahora los últimos comentarios sobre este tema:

Primero, los nudistas no deben comportarse «de una forma provocadora» hacia las personas que no gustan del nudismo. De qué guna sean estas personas, no importa. Pero si esto es desagradable para ellas, entonces el practicar el nudismo a su vista significa causarles daño y violar los principios éticos de las relaciones con otros seres. Por lo tanto, es mejor escoger para el nudismo lugares retirados en la naturaleza o lugares «legitimados» en las playas.

Por favor, no tomen el contenido de este capítulo como una invitación a que todos se desnuden. Uno debe entrar en la guna sattva, por lo menos, para que el nudismo pueda convertirse para esta persona en un elemento del trabajo espiritual.

 

   < página anterior página siguiente >   

 



Véase también:


El Evangelio
de Felipe

¡Bienaventurados los
de limpio corazón!

Práctica del Hesicasmo Moderno

Revelaciones

La Revelación Verdadera del Apóstol Juan,
el Evangelista


Jesús Cristo
calendario


Galería Fotográfica

Películas espirituales


Main page

Further reading

Partner sites

Contact us